Líder opositora exiliada, segura de que «en algún momento» caerá el Gobierno de Bielorrusia

La líder de la oposición bielorrusa, Svetlana Tijanóvskaya, reclamada por el gobierno de su país para juzgarla, se declaró confiada en que “en algún momento” el Ejecutivo “va a caer, porque la presión viene de adentro y de afuera” y dejó en claro que no planea abandonar “la lucha” aunque busquen encarcelarla.

«Estamos convencidos de que en algún momento este régimen va a caer, porque la presión a la que está sometido viene tanto de dentro como de fuera. En algún momento, no podrá evitar empezar a negociar su salida de esta enorme crisis», evaluó Tijanóvskaya, en una entrevista que concedió a la agencia AFP en Ginebra.

La dirigente debió escapar a Lituania por su papel en el movimiento de protesta tras las elecciones presidenciales de 2020, y ayer llegó a la suiza Ginebra para participar, entre otras actividades, de un debate sobre su país organizado por el Festival Internacional de Cine sobre Derechos Humanos (FIFDH).

En el encuentro también está la opositora Olga Kovalkóva, responsable en el exilio del Consejo de Coordinación de la oposición bielorrusa.

Tijanóvskaya, cuyo marido fue encarcelado el año pasado tras intentar presentarse a las presidenciales, dijo que se mantendrá en la lucha pese a la solicitud de extradición contra ella hecha pública el viernes por Minsk, inmediatamente rechazada por Lituania.

«Hay un riesgo mínimo, pero eso no me va a detener en mi lucha», remarcó la dirigente opositora cuando se le preguntó si se sentía segura en Europa.

Rodeada de un impresionante servicio de seguridad, Tijanóvskaya, 38 años, madre de dos hijos, se abrió paso entre una multitud cuando llegó a Ginebra, frente a la sede de Naciones Unidas, donde la esperaban varias decenas de seguidores, reportó AFP.

Su llegada a Ginebra, en Suiza, fue también la ocasión para hacer un llamamiento de ayuda a la ONU, cuyo Consejo de Derechos Humanos (CDH) ya celebró un debate urgente sobre Bielorrusia en septiembre.

La dirigente aspira a que los 47 Estados miembros del CDH, que actualmente celebra su 46º período de sesiones, adopten una resolución sobre Bielorrusia y que “se mencionara al relator especial para que pueda tener acceso a las cárceles y a los detenidos y ver por sí mismo la situación absolutamente deplorable de los lugares de detención».

También reclama que la resolución contemple la creación de un grupo de expertos para investigar la situación de los derechos humanos en su país, aunque se manifestó escéptica respecto de las chances de un diálogo con el gobierno de su país: “Hemos entendido claramente que no es posible mantener negociaciones directas entre la sociedad bielorrusa y el régimen”, advirtió.

El Ejecutivo del presidente Alexander Lukashenko, desde 1994 al frente del gobierno y con el apoyo de Rusia, reprime desde el año pasado un histórico movimiento de protesta tras su controvertida reelección en agosto.

«El régimen ha conseguido detener todas estas protestas a gran escala con armas, represión y tortura», denunció Tijanóvskaya, denunciada en Minsk por «llamar a acciones que atentan contra la seguridad nacional», un delito castigado con entre 3 y 5 años de prisión.

+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0

Deja un comentario

No te pierdas