Gallardo fue suspendido por la Conmebol, y no estará en el banco en la revancha ante Gremio

La Conmebol le dio un golpe a River en la previa de la revancha ante Gremio, por la semifinal de la Copa Libertadores (martes desde las 21.45): suspendió por un partido a Marcelo Gallardo. En el comunicado, en un principio, no se informaba el motivo. Sí se agregaba que fue multado el entrenador, como el club: en total deberá pagar 21.500 dólares, por “disciplina deportiva”, en el 0-1 de la vuelta dirigido por el riguroso peruano Carrillo. ¿Cuál fue la causa? Según le dijeron a Olé, por reincidencia en salir tarde a la cancha en el segundo tiempo, cuando ya había pasado lo mismo vs. Racing en Avellaneda. Esta fue la primicia que dio a conocer hace pocas horas el Diario Deportivo Olé, y que dejó helado al Mundo River.

​Que no esté el líder del equipo en el Arena do Gremio no es menor, más allá de que los que definen adentro son los jugadores: River tiene que ganar por dos goles o por uno pero metiendo dos de mínima para ir a la final y esperar a Boca o Palmeiras, o 1-0 a favor y en los penales. A diferencia de la Superliga, en la que a los DTs se los expulsa inmediatamente cuando él o alguno de sus jugadores salen tarde, en Conmebol el que informa es el comisario (fue el colombiano Hugo Buitrago): se le da la chance de defensa a los clubes, pero en estos casos se hace imposible por la cercanía de la sanción con el partido.

Olé señala que siguió el paso a paso de la vuelta de los equipos después del entretiempo, por lo cual supuestamente fue sancionado el Muñeco: el Gremio salió primero y 50 segundos después se presentaron la mayoría de los de River, aunque con un detalle que pasó inadvertido: Montiel fue el último en entrar 70 segundos después que los brasileños, mientras se venía vacío el banco y sólo a Gallardo parado delante de los carteles. 

No te pierdas