Crimen de las Mil: Ariel Aragón fue declarado culpable por asesinar a Gonzalo Moreno

Ariel Aragón fue declarado culpable por matar a Gonzalo Moreno en las Mil Viviendas. Este sábado finalizó el juicio por la balacera en el popular barrio Libertador II. Finalmente, el Jurado Popular integrado por doce ciudadanos de la 1ra. Circunscripción Judicial llegó al veredicto unánime de culpabilidad para uno de los dos jóvenes que llegaban a este proceso acusados de dos delitos diferentes.

Ariel Antonio Aragón fue declarado culpable de homicidio calificado por el uso de armas por un hecho ocurrido el 30 de agosto de 2.022 en el barrio Libertador II, mientras que a su hermano U.B.A., quien era menor en esa fecha, lo encontraron no culpable de abuso de armas.

En la sala de audiencias de la Oficina de Gestión de Audiencias (OGA) del Poder Judicial, se dio continuidad al debate donde Ariel Aragón y un familiar menor de edad, al momento del hecho, eran juzgados por el homicidio de Gonzalo Moreno, ocurrido a fines de agosto de 2022.

En las afuera de la Sala de Audiencia ubicada en avenida Colón, familiares de la víctima se apostaron con cárteles y banderas con el rostro del joven pidiendo justicia por su asesinato.

En tanto que desde la policía se dispuso un importante operativo de seguridad.

Tras detallar cada una de las pruebas de cargo, el fiscal de la causa, Guillermo Narváez, pidió al jurado que declaren culpable a Ariel Aragón y a su familiar menor de edad.

El fiscal se valió de un croquis de la vivienda de los Aragón y fotos de las vainas servidas para asegurar que los disparos fueron efectuados por parte de Aragón. Además, puntualizó que “los hermanos Agüero no tienen un manto de santidad, pero ellos solo iban a hablar con la madre de los Aragón y fueron emboscados”.

En tanto que la querella, en un breve alegato, pidió que declaren culpable a Ariel Aragón. La abogada Natalia Páez Vaca dijo al jurado que ellos tenían la posibilidad de hacer justicia por Gonzalo Moreno y darle así paz a la madre, ya que a la víctima sólo le queda la oscuridad y frialdad de la tumba.

En el alegato de la defensa, tomó la palabra el abogado Pedro Vélez, quien señaló al jurado que “la querella y la Fiscalía se convirtieron en defensores del verdadero asesino”.

En el final, Ariel Aragón tomó la palabra y defendió su inocencia. “Soy inocente, lo único que hice fue proteger para que no entren a mí casa”, indicó al jurado.


Descubre más desde Extra Catamarca

Suscríbete y recibe las últimas entradas en tu correo electrónico.

No te pierdas