Para los abogados de los jóvenes atropellados, Píparo y su esposo llevaron a cabo una «cacería»

07/01/2021; La Plata: El abogado Martín de Vargas, representante de Luis Levalle (23), brindó detalles a la prensa de la causa en la que se encuentra involucrada Carolina Píparo y su esposo. Foto: Eva Cabrera/Télam/CBRI

Los abogados de los jóvenes motociclistas embestidos por el auto tripulado por la diputada bonaerense Carolina Píparo y su esposo aseguraron hoy que «no se trató de un accidente sino de una cacería» y dijeron que presentaron en la fiscalía dos videos con imágenes que demuestran que existió una «persecución».

En declaraciones formuladas a Télam, los abogados Rodolfo Baqué y Martín De Vargas detallaron que los dos videos presentados ante la fiscal platense a cargo del caso, María Eugenia Di Lorenzo, fueron filmados la madrugada de Año Nuevo por una cámara ubicada en una vivienda particular.

Señalaron que en esos videos está registrado el momento en el que el auto Fiat 500L a bordo del cual iban la legisladora y su marido, Juan Ignacio Buzali, persiguen a las motos y luego se produce la embestida,

«Se ve claramente que las motos van pasando normalmente y que Píparo y Buzali los persiguen a altísima velocidad», describió Baqué a esta agencia y consideró que la conducta del conductor «fue criminal».

El letrado sostuvo que «fue una tentativa de homicidio: las motos no iban en ‘V’ (como declaró Píparo), sino que ellos circulan detrás de los chicos y Buzali aceleró pasando por encima suyo».

«Fue una cacería, había intención de embestirlos. El video prueba que ellos iban como locos», expuso el letrado que defiende al adolescente de 17 años que iba en la moto junto a otro joven, Luis Levalle (23), y opinó que «no hubo compasión por la vida de estos dos chicos, a los que creyeron ladrones armados».

En ese marco, explicó que reiteró el pedido para que se califique al hecho como doble homicidio en grado de tentativa, dado que «el auto era un arma» y finalizó: «Hemos probado lo que decíamos desde el principio: que los chicos no son delincuentes, como ella (Pìparo) instaló el primer día».

En tanto, De Vargas precisó a Télam que «en uno de los videos se ve pasar el auto de Píparo a altísima velocidad, mientras que en el otro se ven pasar a las motos y después el auto acelerando para embestir a los chicos».

«Está demostrado que se trató de una cacería, no de un accidente. Buzali apuntó al medio. Por eso insistimos en que hubo dolo», planteó el abogado y evaluó que «hay que encontrar a los autores del robo y encarcelarlos, pero no atropellar a cualquiera en la calle».

Igual que su colega, de Vargas pidió «no estigmatizar a dos chicos de extracción humilde que no son ladrones y a los que dejaron tirados» y criticó que Píparo y su marido «no llamaron al SAME» para que asistiera a los jóvenes tras el choque.

«Píparo es secretaria de Asistencia a las Víctimas y no tuvo empatía con las víctimas, que son dos chicos lesionados, uno menor de edad, que venían de recorrer muñecos de Fin de Año», evaluó De Vargas.

Píparo denunció haber sido asaltada por «motochorros» la madrugada del 1 de enero último en la calle 47, entre 15 y 16, en momentos en que iba con su esposo a llevar a su papá a su casa.

Según la legisladora de Juntos por el Cambio, seis «motochorros» la interceptaron y le robaron la cartelera con 6.000 pesos y su teléfono iPhone.

La mujer agregó que tras ello y cuando se dirigía con su esposo a realizar la denuncia a bordo de su Fiat 500L, volvieron a ser interceptados por los que creyeron que eran los mismos «motochorros» que los habían asaltado, por lo cual embistieron a una de las motos en las calles 31 y 28 y luego escaparon del lugar.

Por este hecho resultaron con heridas Levalle (23) y un adolescente de 17 años.

El caso recayó la fiscalía de Lorenzo, quien dividió el expediente en dos: uno por el robo a la legisladora provincial y otro por el episodio posterior, en el que los jóvenes fueron embestidos por la pareja, que aún no calificó y por el cual tampoco formuló hasta el momento imputaciones, ya que todavía se encuentra en la etapa de producción de pruebas, explicaron fuentes judiciales.

Ayer, Píparo declaró durante más de cuatro horas como testigo, a lo largo de las cuales dio su versión del hecho, aseguró que su marido no había ingerido alcohol y que tampoco llamó a funcionarios municipales para que fueran al lugar el hecho.

Antes de ella declararon policías platenses, entre ellos el jefe de la seccional primera de La Plata, Julio Del Lago, quien dijo que Píparo nunca contó en la dependencia que habían embestido a una moto y que varias veces fue al baño con su marido y quedó un «olor rancio, nauseabundo».

+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0

Deja un comentario

No te pierdas