Asesinaron a puñaladas a un activista por la diversidad sexual en Colón


El domingo lo atacaron en su casa y lo mataron con una navaja. Hay un sospechoso detenido. Denuncian que se trató de un un crimen de odio.

Pablo Fullana Borsato era un reconocido arquitecto y activista del colectivo de Lesbianas, Gays, Bisexuales, personas Transgénero e Intersexuales (LGBTTI). El domingo encontraron su cuerpo semidesnudo en su casa de la localidad bonaerense de Colón. Lo habían apuñalado al menos 15 veces con una navaja. Unas horas antes la Policía había detenido a un joven de 19 años porque intentó abusar de una anciana de 81 años.

En la escena había mucha sangre y botellas rotas. Los investigadores sospechan que podría ser un signo de que hubo una pelea. Además, comprobaron que no faltaba nada por lo que prácticamente descartaron que Borsato haya sido asesinado en medio de un intento de robo.

El detenido no estaba herido pero tenía manchas de sangre en la ropa que no supo explicar. Además, la suela de la zapatilla era similar a la huella que había dejado el asesino en la casa del arquitecto. El joven explicó que durante la madrugada había protagonizado una pelea a la salida de un boliche del pueblo. Pero los agentes no le creyeron y le secuestraron la ropa y las zapatillas.

El agresor fue identificado como Leonel. Está imputado por el delito de tentativa de abuso sexual, amenaza y homicidio tanto por el hecho de la mujer como por la muerte del artista.

Compañeros de la víctima dijeron: “Pablo significó la salvación en varios aspectos, expresaba sus ganas de luchar de manera eufórica y sostenía ideas que podían sonar utópicas para quienes no lo conocieran, pero cuyos cimientos venían de una fuente irremplazable de orgullo y convicción”.

Los grupos de activistas LGBTTI también expresaron su dolor a través de las redes sociales: “Más allá de lo que diga la justicia, desde el colectivo de la diversidad sexual y los movimientos sociales sostenemos que se trató de un crimen de odio“. Este miércoles habrá una movilización en reclamo de Justicia.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *